domingo 4 diciembre 2022

Lula da Silva gana las elecciones presidenciales en Brasil; será su tercer mandato

Más noticias

  • Lula da Silva ganó la segunda vuelta de las elecciones presidenciales
  • Venció al actual mandatario Jair Bolsonaro
  • Este será el tercer periodo presidencial de Lula da Silva

Este domingo se llevó a cabo la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Brasil. Después de una larga jornada, Luiz Inácio Lula da Silva se impuso por una mínima diferencia al actual presidente Jair Bolsonoro, y será el próximo presidente de la nación carioca.

Con el 99.99 % de los votos contabilizados, da Silva obtuvo el 50.90 % de las preferencias, con más de 60 millones de votos frente al 49.10 % de Bolsonaro, lo que representa una de las elecciones más cerradas y polarizadas de la historia de Brasil. Estos resultados fueron confirmados por el Tribunal Superior Electoral, que declaró a Luiz Inácio Lula da Silva presidente electo.

Tras conocerse la victoria, el próximo mandatario y líder del Partido de los Trabajadores utilizó sus redes sociales para publicar la palabra “Democracia”, junto a una fotografía en la que se ve su mano y la bandera brasileña verde amarehela.

En tanto, Jair Bolsonaro se convirtió en el primer presidente de Brasil en no lograr la reelección, mientras que Luiz Inácio Lula da Silva tendrá su tercera etapa en el poder tras sus dos mandatos anteriores, gobernando el país entre el 2003 y el 2010.

Lula da Silva asumirá la presidencia el próximo 1 de enero del 2023.

La primera vuelta de las elecciones

En la primera vuelta de la jornada electoral que se llevó a cabo el pasado 2 de octubre, el líder del Partido del Trabajo, Lula, venció con el 48.4% de los votos válidos a Jair Bolsonaro, lo que representó una sorpresa pues se esperaba una victoria para Bolsonaro. Sin embargo, el actual jefe de Estado recibió el 45.2%. De esta manera y como ningún candidato obtuvo más de la mitad de los sufragios, tuvo que realizarse este domingo la segunda vuelta, en la que finalmente se decidió que el futuro del país quedara en manos de Luiz Inacio Lula da Silva, de nueva cuenta.

Celebraciones en Brasil

El próximo presidente da Silva se comprometió a “restablecer la paz” en un Brasil divido, así lo dijo durante su primer discurso tras obtener el triunfo ante Jair Bolsonaro. “Estoy aquí para gobernar este país en una situación muy difícil, pero con la ayuda del pueblo vamos a encontrar una salida para que el país vuelva a vivir democráticamente”, afirmó el líder del Partido de los Trabajadores desde un hotel de la ciudad de Sao Paulo.

Mientras tanto, miles de brasileños salieron para celebrara la histórica victoria de Lula. En Brasilia las calles se pintaron de rojo, el color del Partido de los Trabajadores. Lo mismo ocurrió en las ciudades más importante del país como Sao Paulo y Río de Janeiro, donde multitudes abarrotaron las principales avenidas y plazas para festejar el triunfo sobre Bolsonaro. Sin embargo también se vio reflejada la tristeza de los seguidores del actual mandatario que rezaban y lloraban ante el resultado.

Felicitaciones de líderes mundiales

Al confirmarse el triunfo de Luiz Inácio Lula da Silva, el primero de los líderes mundiales en felicitarlo fue el presidente de Colombia, Gustavo Petro, quien lo saludó con un breve “Viva Lula”.

Otro mandatario en felicitarlo fue el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, quien calificó las elecciones presidenciales en Brasil de “libres, justas y fiables”.

El presidente Andrés Manuel López Obrador también lo felicitó. “Ganó Lula, bendito pueblo de Brasil. Habrá igualdad y humanismo”, escribió López Obrador sobre una imagen en la que ambos se encuentran frente a un retrato de Benito Juárez en Palacio Nacional de nuestro país.

 

Por su parte Alberto Fernández, presidente de Argentina, celebró la victoria y dijo que empieza “un tiempo de esperanza y de futuro” en América Latina. Además el presidente de Chile, Gabriel Boric, le dedicó las palabras: “Lula. Alegría”.

Encarcelamiento de Luiz Inácio Lula Da Silva

En 2017, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva recibió una condena de 12 años de prisión por corrupción en el marco de la Operación Lava Jato, la mayor investigación sobre corrupción en la historia de Brasil y centrada en la petrolera estatal Petrobras, así como varios políticos y empresas constructoras, entre ellas Odebrecht. Sin embargo, el político siempre insistió que era víctima de una persecución política debido a que su encarcelamiento le impidió presentarse en las elecciones en el 2018.

En septiembre del 2016 un juez consideró que había suficientes pruebas para que Lula da Silva, su esposa y otras seis personas fueran juzgadas por corrupción. En julio siguiente lo declararon culpable de los cargos de corrupción y lavado de dinero derivado de los sobornos y beneficios que recibió de por parte de Petrobras. Tras una serie de apelaciones, la sentencia definitiva fue de 12 años y un mes de prisión.

Después de casi dos años de proceso en libertad, finalmente en abril del 2018, Lula da Silva se entregó a las autoridades para comenzar a cumplir su condena.

Después, en septiembre del 2020, un tribunal federal desestimó el caso contra Lula por falta de pruebas suficientes, por lo que cumplió solamente 19 meses de la condena antes de que fuera anulada por la justicia brasileña y pudiera recuperara su libertad para inscribirse como candidato a la presidencia del país.

Periodos anteriores como presidente

En enero del 2003, Lula da Silva asumió por primera vez la presidencia tras ganar las segunda vuelta de las elecciones con el mayor número de votos en la historia brasileña, en es entonces alcanzando el 61% de los votos. El mandatario estuvo al frente en el poder hasta el año 2006.

Su segundo mandato presidencial fue del 2007 al 2010 tras ganar las elecciones presidenciales con el 60.82% de los votos, frente al socialdemócrata Geraldo Alckmin en una segunda vuelta electoral.

Gobiernos de izquierda en América Latina

El 86% de América Latina y Sudamérica será gobernada por la izquierda tras la victoria de Luiz Inácio Lula da Silva en Brasil. Se estima que serán más de 568 millones de habitantes regidos por un total de 13 gobiernos socialistas, comunistas y de izquierda en territorio americano.

Colombia, Chile y Honduras son los últimos países que se han ido sumando a este tipo de gobiernos.

Twitter